Comprar una impresora fotográfica – Guía 2019

¿Quieres hacer tus propias copias fotográficas de alta calidad? Pues ponte en marchar con esta guía de impresoras fotográficas.

Si por ejemplo quieres imprimir todo un lote de imágenes de tus últimas vacaciones. seguramente llevarás la tarjeta de memoria a una tienda de fotografía o bien recurrirás a Internet: las dos maneras son rápidas y sencillas.

Pero, ¿y si lo que quieres es imprimir las fotos de inmediato o imprimirlas para que encajen en un marco que te gusta mucho. o quizás prefieres colgarlas en la par. También podría interesarte ganar el premio de algún concurso fotográfico…

En tales casos necesitarás una impresora de sobremesa. Además de ser más rápida que encargar las copias en línea, te ofrecerá un control definitivo del tamaño, las opciones y la calidad de impresión.

Pero las tecnologías de impresión modernas pueden ser confusas con todos esos tamaños. tipos de tinta y números de cartuchos diferentes. Para ayudarte a elegir hemos preparado esta guía.

¿Qué debes saber al comprar una impresora fotográfica?

Antes de comprar una impresora fotográfica debes saber una serie de cosas, las cuales te contamos a continuación para que tu elección sea la correcta.

Hay 2 marcas de referencia

El auge de los servicios de impresión en Internet ha reducido en cierta medida el mercado de las impresoras fotográficas, y en la actualidad compiten sobre todo Canon y Epson. Ambos fabricantes producen modelos con distintos precios y características para satisfacer a todos.

Impresora o multifunción

A la hora de elegir una impresora doméstica, es tentador decantarse por una que pueda realizar distintas tareas. Un dispositivo multifunción es capaz de imprimir documentos nítidos y limpios y además dispone de un escáner para hacer copias. Algunos imprimirán asimismo fotos bastante bien, pero no lograrán la misma calidad que una impresora fotográfica.

Dimensiones

Compra un modelo que sea capaz de imprimir las copias más grandes que necesites. En la práctica. las copias de tamaño A4 quedan algo pequeñas cuando se enmarcan y se cuelgan en la pared. Por eso resulta preferible usar una impresora A3 o, si puedes, incluso de mayor tamaño.

Colorantes o pigmentos

Las tintas hechas con colorantes son absorbidas por el papel y ofrecen unos colores más ricos y un acabado más homogéneo, pero pueden perder color más rápido que las de pigmento. Las moléculas de las tintas de pigmento se quedan sobre el papel en vez de absorberse y pueden parecer menos vivas, pero duran más.

Número de tintas

Los cuatro colores básicos que emplean las impresoras son cian, magenta, amarillo y negro. Pero, como esto puede limitar la gama de colores producidos, hoy las impresoras fotográficas añaden tintas clan claro y magenta claro, y los modelos punteros utilizan incluso más.

Blanco y negro

Las tintas de color normales no ofrecen un blanco y negro del todo neutro, sino que siempre generan un tinte de color. Para lograr unas buenas copias en monocromo necesitarás un modelo con tintas grises.

Consumibles

Las tintas y papeles del mismo fabricante cuestan más que los de terceros pero ofrecen más calidad. Las tintas de terceros pueden obligar a limpiar más los cabezales. Ahora bien, si tienes que usar papel artístico o de alta calidad, la cosa cambia con los productos de terceros porque éstos son capaces de producir un acabado que no se obtiene con el papel del fabricante (aunque tal vez necesiten un perfil especial para ofrecer cobres precisos).

Mejores impresoras fotográficas

Tres potentes impresoras fotográficas para todos los bolsillos

Canon Pixma TS6150

Esta correcta impresora multifunción A4 también digitaliza y hace fotocopias. Utiliza un sistema general de cinco tintas, pero su calidad fotográfica resulta muy buena y además tiene un precio bastante barato.

Epson Expression Photo XP-960

La Photo XP-960 permite introducirse de forma asequible en la impresión 3D y también es algo más pequeña y ligera que modelos rivales. Sin embargo, el coste de las tintas resulta más elevado.

Canon Pixma Pro-100S

Esta Pixma Pro-100S es una impresora fotográfica A3+ de gama alta que ofrece un buen equilibrio entre precio de venta, coste de los consumibles, calidad y velocidad. Creemos que es la mejor opción A3+ disponible.

Mejor impresora fotográfica 2019 – Canon Pixma Pro-100S

Examinamos algo más a fondo la Canon Pixma Pro-100S, y te explicamos porque la hemos nombrado como la mejor impresora fotográfica de este 2019.

Velocidad

Si necesitas rapidez, la Pixma Pro-100S puede terminar una copia A3+ (con bordes) en solo 90 segundos, y una foto de 6×4 pulgadas en 34 segundos. Las copias sin bordes y las opciones de alta calidad tardarán más.

Copias A3+

Como la Pro-100S puede imprimir en papel A3+ (que mide 13×19 pulgadas), es un poco más larga y ancha que un modelo A3 normal. Se comercializa papel fotográfico en ambos tamaños (A3 y A3+).

Resolución: 4800 x 2400 ppp

De las más altas que pueden conseguir las impresoras fotográficas. Si haces copias en tamaño A4 o A3, la resolución de la impresora superará lo que es capaz de captar una cámara.

Peso: 20Kg

Las impresoras fotográficas A3+ profesionales son mucho más grandes y pesadas que los modelos A4, así que necesitarás disponer de espacio. La pro-100S posee una fabricación robusta.

Ocho tintas de colorantes

En teoría las tintas de colorante duran menos que las de pigmento, pero producen copias más ricas y con más impacto. La Pro-100S también tiene gris para copias en blanco y negro, y ofrece velocidades rápidas.

Coste de la tinta

Cada uno de los ocho cartuchos de 13 ml de la Pro.100S cuesta 16,49€, pero es posible ahorrar dinero si se compra un multipack. En comparación con otras impresoras rivales, estos costes son muy buenos.

Imprimir CD y DVD

Hoy día la gente no suele imprimir tanto sus propios discos porque los soportes de almacenamiento de estado sólido son más rápidos y baratos. Pero, si deseas imprimir en CD y DVD, la Pro 100S puede hacerlo.

Impresión inalámbrica

La Pro-100S es capaz de imprimir sin cables desde un ordenador, una tableta o un móvil. También puede conectarse a un ordenador con un cable, pero las prestaciones inalámbricas resultan útiles.

Fuente: Digital Camera – Septiembre/Octubre 2019

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *